¿Sabías qué?

A través del tiempo la ciencia ha realizado sus experimentos en diversos animales con la finalidad de probar desde vacunas hasta prótesis pasando por vicisitudes como el maquillaje, esto para conseguir datos suficientes y valorar su implementación para mejorar la vida del hombre.

Esta especie marina según el filósofo australiano australiano Peter Godfrey-Smith, puede considerarse como la única inteligencia «extraterrestre» que hay en la tierra, y es que nuestra cadena evolutiva se separó de ellos hace 500 millones de años aproximadamente donde desarrollaron capacidades totalmente diferentes a las especies vertebradas y al ser de manera general asociales, solitarios y con una inteligencia superior, por lo que se ha establecido que es el invertebrado más inteligente del reino animal, ya que puede saborear con sus tentáculos, abrir frascos, resolver problemas, aprender de sus errores y por supuesto su característica más conocida, camuflarse, entre muchas otras cosas.

Como parte de estas pruebas en animales, dos investigadores, la neurocientífica Gul Dölen, profesora asociada de Johns Hopkins Medicine y el biólogo marino Eric Edsinger, de la Universidad de Washington, comenzaron a estudiar el comportamiento de los pulpos específicamente por cuanto corresponde a su comportamiento solitario, por lo que vertieron la droga «Extasis» (MDMA) en el agua de su estanque, el cual, dividieron en tres cápsulas (una vacía, otra con un muñeco y finalmente otra con un pulpo), de tal suerte que comenzaron a observar que la sociabilidad si se encuentra presente en sus genes, al igual que cualquier ser humano, ya que posterior a haber recibido la droga buscaba pasar más tiempo con el pulpo e incluso contacto físico.

En Apertura Intelectual te invitamos a conocer un poco más acerca de este impresionante animal marino y te recomendamos que disfrutes de un documental maravilloso intitulado «Mi maestro el pulpo» bajo la plataforma digital de Netflix; y aprovechamos para recalcar la necesidad de acercarnos a quienes nos rodean, por supuesto que nunca bajo el influjo de ningún enervante, simplemente desarrollar una mayor empatía, involucrarnos en sus necesidades y apoyar en todo lo que cada quien pueda.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s