¿Una opción u obligación?.

Por: Víctor Manuel Reyes Ferriz

Hace algún tiempo que no hemos escuchado acerca de las reformas que sufrió la Ley Federal de Radio y Televisión, sin embargo, parece que cada ocasión que se acercan los procesos electorales, a nuestras autoridades se les refresca la memoria con este tema, y podremos esperar que en poco tiempo, sea la reforma que se encuentre de “moda”

Podemos encontrar que esta ley, es un poco enredada y como ya todos sabemos, es porque existen demasiados intereses involucrados; de ahí que se le haya denominado la “Ley Televisa”, empero, al parecer no es la única empresa interesada en que las concesiones sean de mayor alcance, o que las tarifas sean más económicas, o que los espacios que deben dedicarse al Estado, sean transmitidos en un horario en el cual haya poca audiencia o mejor dicho, nadie los vea, en fin hay demasiadas razones y algunas tal vez ni siquiera las sabremos a ciencia cierta.

De acuerdo a la ley en cuestión, según su artículo 5°, las radiodifusoras y televisoras están obligadas “a contribuir al fortalecimiento de la integración nacional y mejoramiento de la convivencia humana” que redacta en las fracciones que integran este artículo, dentro las cuales podemos exaltar la fracción III, donde nos indica que se debe “contribuir a elevar el nivel cultural del pueblo”, suceso que podemos afirmar que no está del todo cubierto. La programación que nos ofrecen las televisoras en su sistema de transmisión abierta es deficiente en este aspecto, ya que los programas culturales, artísticos, educativos o de difusión de costumbres y tradiciones, son transmitidos en días y horarios completamente inadecuados, esto es, en altas horas de la madrugada y/o en fines de semana por las mañanas, cuando la población se encuentra dormida.

Me permito hacer mucho hincapié en esta situación porque creo que no se vale que nos sigan tomando el pelo, al mantener una violación continua a estas normas federales. 

Este tema es un poco complejo, ya que en este ordenamiento intervienen demasiadas instancias gubernamentales, iniciando por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, Secretaría de Gobernación, Secretaría de Educación Pública, Secretaría de Salubridad y Asistencia, Secretaría de Hacienda, Instituto Federal Electoral, la Comisión Federal de Competencia, Consejo Nacional de Radio y Televisión, solo por mencionar el ámbito federal, sin embargo, también se contemplan a los gobiernos estatales, locales, e involucra por lo menos a otras leyes federales por lo que la hace prácticamente inentendible.

Nuestro estado deja muy claro que cada veinticuatro horas, las transmisoras deberán otorgar de manera gratuita, 30 minutos para la emisión de programas en materia educativa, cultural o de orientación social, que el ejecutivo decida; el problema que yo encuentro en este apartado es que estipula que serán continuos o discontinuos, lo que nos puede indicar que esta decisión queda al arbitrio de las difusoras, y por supuesto que es más rentable para éstas, hacer muchas transmisiones de un minuto entre sus espacios pagados, que dedicar el tiempo completo todos los días en un solo bloque. Sin embargo no considero que este sea el problema de mayor trascendencia, lo que lo agrava, es que nuestros gobiernos utilizan estos espacios para promocionar sus acciones mas relevantes o de mayor impacto en la población, con la finalidad de conseguir el voto de los ciudadanos en los siguientes comicios; y “tal vez”, eso no es tan malo, empero, que también se preocupen por difundir algunas otras acciones que no son de tan alto beneficio político, como por ejemplo, cumplir con lo que estipula esta ley, programas educativos, culturales, artísticos o de difusión de nuestras costumbres y tradiciones.

Lo que propongo con estas líneas, es que nuestros gobiernos se involucren en realidad por difundir las riquezas con las que contamos y no únicamente aprovechar estos espacios para el turismo, que al parecer, es con el único apartado con el que cumplen, se podrían aprovechar estos espacios para promocionar todos los museos con los que contamos, con las grandes muestras pictóricas que vienen a nuestros estados y país, las producciones musicales que se realizan en nuestros colegios artísticos, o bien nuestro excelente teatro, universidades públicas, talleres, diplomados o especialidades que se ofrecen en nuestras instituciones como Bellas Artes, así como todos los eventos que en este recinto se llevan a cabo, la historia de cada ciudad y estado, el origen de cada plaza central, parques nacionales o simplemente los parques que encontramos en cada esquina y el porqué del nombre o en conmemoración a que se hizo posible, nuestros monumentos, en fin, existen tantas cosas que los ciudadanos desconocemos y que precisamente por esa falta patriotismo, nuestra gente no impulsa el desarrollo en nuestro país.

Imaginemos por un solo momento que contáramos con un canal de cada estado y uno federal, que estuviera dedicado todo el día a difundir este tipo de actividades y a fomentar entre nosotros el amor a nuestra tierra, nuestras raíces, nuestra gente; me parece que el resultado sería excelente, un país unido, preocupado por el de enfrente, ocupado por mantener nuestra historia y hacerla trascender y mejor aún, involucrado con las decisiones que se deben tomar a diario para darle rumbo a nuestra patria.

Solo como “dato curioso”, ¿Cuántos de nosotros sabíamos que este país cuenta con el mayor número de bienes culturales y naturales en la región de América y el Caribe, que la UNESCO ha determinado como Patrimonio de la Humanidad? o ¿Que también contamos con 16 reservas de la biósfera al participar en la Red Mundial de Reservas de la Biósfera? Entre algunas de las  bellezas que se encuentran en esta lista, podemos mencionar, El Santuario de Ballenas del Vizcaíno, las Misiones Franciscanas de la Sierra Gorda de Querétaro o de las mas recientes en ser incorporadas, el Campus Central de Ciudad Universitaria (UNAM).

Al parecer nuestro México tiene mucho que expresar todavía, enseñar al mundo, empero, es necesario que primero, nosotros, los mexicanos, conozcamos nuestra historia, costumbres, construcciones, sitios arqueológicos, pero mas importante, fomentar artistas, literatos, pintores, escultores, músicos o cualesquiera de las personas que se dediquen a expresar un arte realizado por ciudadanos de este territorio; por lo cual invito de verdad a todas las autoridades involucradas, a que consideren este escrito como una exigencia de un ciudadano que desea ver a su país con una mejor reputación entre los habitantes de este planeta.

Espero tus comentarios y sugerencias al correo lic_reyesferriz@yahoo.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s