¿Los tres mosqueteros después de Potter?

Por: Rodolfo Munguía Álvarez

¿A usted no le ha pasado, administrado lector, pensar que podría leer más si no fuera por el costo de los libros? Hace muchos años, trabajando en una librería, me hice de muchas anécdotas que poco a poco les iré contando, algunas chuscas, otras no tanto, relacionadas con los distintos tipos de clientes que ahí convergen. En una ocasión, años más tarde, me preguntaban en una conferencia sobre qué podía sugerirles para que los jóvenes leyeras más. Mi respuesta no fue encaminada a influir en los jóvenes para que leyeran más, sino más bien, para evitar que se alejaran de la lectura. Decía yo en aquel entonces, y lo sostengo aún ahora, que el mejor método para ahuyentar a los posibles lectores es la lectura obligada, principalmente por las escuelas. Cuando trabajaba en la librería, en muchas ocasiones llegaban niños y jóvenes de corta edad a pedirme que les recomendara algún libro, una vez que habían acabado de leer el más reciente de la saga de Harry Potter. Yo sabía que Potter era un libro prodigio, un garbanzo de a libra que había sido escrito para convertirse en clásico y marcar a una nueva generación de lectores, por ello sabía que la recomendación que yo les hiciera sería crucial para que ellos continuaran o abandonaran la lectura y, para no errar, les procuraba preguntar: “¿y qué fue lo que más te gustó de Harry Potter?”, algunos me contestaban que la magia, otros la amistad y la gran mayoría respondía: las aventuras. Así que, a los aficionados de las aventuras, no dudaba ni un instante en recomendarles: Los tres mosqueteros, de Alejandro Dumas. Es un libro divertidísimo que seguramente ha sido de los más influyentes, hasta la fecha, en todo el mundo (hay muchos productos con el nombre de sus personajes). A muchos de esos nuevos lectores les sorprende saber que los tres mosqueteros, en realidad son cuatro, porque en los primeros capítulos de la novela, el joven D’Artagnan se une a Porthos, Athos y Aramis, inseparables amigos que bajo el lema “todos para uno y uno para todos” figuraban como mosqueteros del rey Luis XIII de Francia, en el siglo XVII. Si aún no ha tenido la oportunidad de leer este maravilloso libro, y es de esas personas a quienes les gusta la aventura y la picardía, éste es una gran opción para pasar un tiempo agradable. Créame que la literatura francesa, principalmente la de Alejandro Dumas padre, está llena de chispa, aventuras e incluso erotismo, características de un buen libro para pasar las vacaciones de verano, o entretenerse un rato por las tardes y antes de dormir, con la ventaja de que, si le gusta este libro, podrá continuar con El conde de MontecristoLos tres mosqueteros fue publicado por primera vez en episodios, en el diario Le Siècle de la época. Hay muchos que dicen no leer, porque los libros son muy caros. Pues este libro acaba con ese mito y seguramente usted lo podrá encontrar en el librero de sus hijos, en la casa de sus padres, en alguna biblioteca pública o comprar su propio ejemplar en alguna tienda en línea en versiones muy económicas, e incluso adquirir la cómoda versión electrónica. Como se habrá percatado, lector querido, la idea de esta columna, es poderle recordar aquellos libros que podrían motivar su interés por la lectura, sin importar si son libros de moda o su precio. Escríbame para decirme qué le pareció esta obra ―espero que no lo hayan obligado a leerla en su niñez―; le comparto mi correo electrónico: lector.frecuente@gmail.com, o puede dejarme algún comentario en Apertura Intelectual, sobre qué le pareció. También le invito a seguirme en Twitter como @GloopDr principalmente si le gusta escribir o leer.

¡À la vous santé, monsieur!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s